Se modificó el esquema burbujas en las escuelas de la Ciudad

Se modificó el esquema burbujas en las escuelas de la Ciudad

Las burbujas solo se aislarán ante casos confirmados de coronavirus y se realizarán testeos aleatorios a estudiantes de secundaria.


El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, anunció este jueves nuevas flexibilizaciones de los protocolos en la Ciudad de Buenos Aires, ante el descenso generalizado de casos de Covid-19 de los últimos meses. Entre las nuevas medidas, se modificó el protocolo para las clases presenciales, con una novedad fundamental: la burbuja solo se aislará ante un caso confirmado de coronavirus.

Una de las medidas más importantes informadas este jueves será el cese de la obligatoriedad de testeos al volver a la Ciudad de un viaje dentro del país. Además, los bares y boliches pueden trabajar hasta las 3 de la mañana y el transporte público de la Ciudad estará habilitado para todos los usuarios. También se permitirá el uso de espacios comunes de edificios y hoteles.

En cuanto al nuevo protocolo para las escuelas, el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires comentó que «las nuevas medidas responden a una situación epidemiológica favorable y tienen como objetivo garantizar aún más horas de clase en las aulas para seguir recuperando los aprendizajes perdidos durante la pandemia».

Las «burbujas» (los grupos de alumnos que no tienen contacto con otros grupos en la escuela) ya no cerrarán ante cada caso sospechoso de Covid-19. «Ahora se aislará únicamente al caso sospechoso con síntomas compatibles de Covidy se le indicará la realización del test rápido de antígeno y PCR dentro de las 24 h. El resto de la burbuja continuará con las clases presenciales habituales», se informó oficialmente desde el GCBA.

«Si el resultado del test rápido es negativo: la burbuja no se aísla pero el caso sospechoso permanece aislado hasta contar con una PCR negativa», agregaron. Sin embargo, si no se tuviera el resultado del test rápido dentro de las 48 horas, «se deberá proceder al aislamiento preventivo de la burbuja hasta contar con el mismo».

Por último, si el resultado del test es positivo «se aísla a toda la burbuja por diez días corridos desde el último contacto con el caso confirmado».

Contactos estrechos: testeos al séptimo día
Los docentes, no-docentes y estudiantes de Nivel Primario y Secundario con indicaciones de aislamiento podrán testearse al séptimo (7°) día desde el último contacto con el caso confirmado para confirmar o descartar la infección, se informó oficialmente.

Testeos aleatorios en secundarios
«Para detectar casos asintomáticos y cortar la cadena de contagios, habrá unidades de testeo móvil recorriendo las escuelas de Nivel Secundario para realizar testeos rápidos a los estudiantes de manera voluntaria, con autorización previa de sus familias», reportó el GCBA.

Purificadores de aire, monitoreo de CO2 y testeos gratuitos
Entre las medidas adicionales implementados por el Gobierno porteño, se incluye la instalación de «más de 1300 purificadores de aire» con filtros HEPA (removedor de partículas de alta eficiencia), «que renuevan el aire en aquellos salones que así lo requerían».

Además, se instalarán monitores portátiles de dióxido de carbono (C02) «para evaluar la calidad del aire en las aulas».

«Promovemos que los docentes y no docentes se testeen cada 15 días para disminuir la transmisión del coronavirus a través de la búsqueda activa de personas asintomáticas», agregaron desde el GCBA.

«La ventilación adecuada, el uso obligatorio del tapaboca, la toma de temperatura al ingresar, el lavado frecuente de manos, la limpieza y desinfección de las superficies y la distancia entre burbujas siguen siendo pilares fundamentales para el cuidado de toda la comunidad educativa», completo el Gobierno porteño.

Te puede interesar

Qué se dice del tema...