La Justicia porteña incorporó a Prometea, una inteligencia artificial

La Justicia porteña incorporó a Prometea, una inteligencia artificial

Es un sistema que predice la solución de expedientes judiciales simples en 15 segundos y que cuenta con un 95% de tasa de acierto.


La utilización de tecnología de avanzada, como la inteligencia artificial, parece aún un contenido salido de la ciencia ficción. Sin embargo, el Ministerio Público Fiscal de la Ciudad apostó a la innovación para acelerar la resolución de expedientes judiciales de baja complejidad, y hoy se aplica al 52% de las tareas, aunque se prevé que ese porcentaje aumente en el corto plazo.

Esta incorporación lleva el nombre de Prometea, que es un sistema inédito en el mundo que predice la solución de expedientes judiciales simples en 15 segundos y que cuenta con un 95% de tasa de acierto.

Prometea fue presentada en el  acto de apertura del congreso Gobernanza Inteligente e Innovación Inclusiva, organizado por el Ministerio Público Fiscal en la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires (UBA) el pasado 22 de noviembre, en donde se hizo una demostración en vivo de su funcionamiento.

 

¿Cómo funciona?

En base a un número de expediente, lo busca en el sitio web de consulta pública de casos, lee entre más de 300 mil documentos, incluidas las sentencias de instancias previas, reconoce patrones de esas sentencias y los relaciona con dictámenes ya firmados en la Fiscalía General para obtener la solución adecuada a cada situación. A continuación, interactúa con el usuario a través de un comando de voz (como Siri de iPhone) o un chat, a quien le hace una serie de preguntas para completar el documento. De esta forma, se consolida como una herramienta inclusiva que permite que personas no videntes o con alguna discapacidad motriz puedan utilizarla indistintamente y sin riegos. 

Prometea realiza notificaciones en segundos y en distintos idiomas, ayuda a confeccionar resoluciones, y funciona como herramienta de búsqueda. De acuerdo a las mediciones hechas, una tarea que lleva tres días realizarla de forma manual, con Prometea lleva sólo dos minutos. 

 

 

Garantía de confianza

Prometea ya fue presentada en nuestro país, en Francia, ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos y próximamente en Italia, Colombia y la ONU. De hecho, actualmente se la ha entrenado actuar en tres procesos en el ámbito de la Corte.

Allí, Juan Corvalán -fiscal general adjunto en lo Contencioso Administrativo y Tributario del Ministerio Público Fiscal- y Luis Cevasco -fiscal general adjunto a cargo de la Fiscalía General-, se dieron a la tarea de especificar que esta incorporación tecnológica no busca reemplazar a la mano de obra humana, sino que se trata de un complemento para que los profesionales no pierdan tiempo en procesos que pueden automatizarse. Aún así, éstos deberás ser supervisados por una persona, en todos los casos. 

«Entendemos la inteligencia artificial como la capacidad de analizar datos con mucha velocidad y proponer respuestas. No es la idea de este tipo de programas reemplazar a funcionarios judiciales y abogados. Es fundamental que atrás de Prometea siempre haya una persona de carne y hueso que, con su inteligencia natural, y no artificial, defina si la propuesta del sistema es adecuada o no», aclaró Cevasco.

Respecto de la posibilidad de aplicar estos sistemas al ámbito judicial, Corvalán, remarcó: «En hasta un 80% de los casos la Justicia debe encargarse de resolver casos simples que, en términos generales, ya están resueltos. Sin embargo, el expediente demora en ser firmado porque debe ir y venir por el laberinto burocrático que ralentiza todo el proceso».

Y, acerca de los temas para los que es y será utilizada, también señaló: «Prometea no va a trabajar sobre expedientes complejos, porque no va a tener con qué comparar, sino que su tarea es predecir sobre expedientes donde la Justicia ya tiene algo dicho. De esta manera, permite que la persona pueda destinar su tiempo a los casos complejos y evitar que se transforme en un autómata que solo controla números de expedientes y errores en algún párrafo».

Qué se dice del tema...