El Gobierno ratificó la intervención de la AFI en manos de Cristina Caamaño

El Gobierno ratificó la intervención de la AFI en manos de Cristina Caamaño

El presidente de la Nación prorrogó por un nuevo plazo de 180 días.


El presidente de la Nación prorrogó por un nuevo plazo de 180 días el proceso de intervención de la Agencia Federal de Inteligencia y ratificó en su cargo a Cristina Caamaño. A través del Decreto Nº 832/2021 , Alberto Fernández entendió que “se impone la tarea de afianzar los mecanismos institucionales y estructurales con los que se ha dotado» al organismo «en el transcurso de la Intervención”.

En el texto publicado hoy en el Boletín Oficial, el primer mandatario destacó los avances logrados durante los dos primeros años de la gestión de la Intervención encabezada por Caamaño.

En ese sentido, definió que los objetivos para los próximos seis meses serán la consolidación del sistema de gestión patrimonial de la Agencia; el desarrollo de capacidades técnicas; la adecuación, sistematización y ordenamiento de las bases de datos; el afianzamiento de las relaciones de cooperación internacional con los servicios de inteligencia de otros países, y robustecer el proceso de profesionalización del personal a través de proyectos formativos de calidad.

La Intervención de la Agencia Federal de Inteligencia fue dispuesta en diciembre de 2019, a través del Decreto 52/19.

En enero de 2020, con una foto junto a Cristina Caamaño, Alberto Fernández oficializaba la intervención de la Agencia Federal de Inteligencia. Hasta ese entonces, el Presidente no conocía a la ex fiscal, pero le dio la tarea de transparentar los fondos reservados y el rol de una estructura viciada de vínculos políticos que debía dejar atrás el doble comando con un “señor 5” y un “señor 8”. Aunque avanzó en distintas reformas del organismo, el jefe de Estado cree que su tarea no terminó e incluso, ya no piensa en extender la intervención, sino en nombrarla como su directora.

Con la llegada de Caamaño, además de eliminar el doble comando que existía en los altos cargos que solían responder a distintos funcionarios, se pasó de 211 direcciones, departamentos y a 66 unidades organizativas. Antes de la pandemia, se realizaron distintos exámenes a los 1.405 empleados para analizar su continuidad, lo cual continúa en estudio y se evaluará en la próxima etapa. Por ahora, se implementaron los retiros voluntarios.

Qué se dice del tema...