Prónostico del FMI: Argentina tendrá más crecimiento pero con alta inflación

Prónostico del FMI: Argentina tendrá más crecimiento pero con alta inflación

El Fondo Monetario Internacional estimó que el PBI argentino crecerá un 4% este año.


El Fondo Monetario Internacional anticipó que Argentina crecerá más en 2022 que lo estimado antes. Sin embargo, en un contexto inflacionario global, advirtió que la suba de precios en nuestro país también será más alta de lo esperado.

Así se desprende del World Economic Outlook (WEO), que podría traducirse como Panorama Económico Mundial que el FMI difundió este martes. Dicho informe sostiene que la economía local crecerá un 4% a lo largo del 2022.

La cifra se ubica 1,5 puntos por encima de lo pronosticado a la realizada en octubre del 2021 y 1 punto más alta que su última proyección.

Sin embargo, el organismo internacional de crédito empeoró el anticipo de la inflación argentina para 2022. En un contexto de suba de precios global (por la salida de la pandemia y la invasión rusa en Ucrania), sumado a el ritmo inflacionario de los últimos años, Argentina tendría una inflación del 48% este año.

Se trata de la cifra más alta del rango incluido en el acuerdo firmado con el FMI, que preveía que los precios podían crecer entre 38 y 48 por ciento este año. El guarismo se ubica, no obstante, por debajo de lo que pronostican las consultoras privadas, que estiman alrededor de un 60% para 2022.

El consenso que publica el Banco Central, el REM destacó que este mes se espera un salto del 55% en los precios para el cálculo anual. Mientras que para el 2023, el FMI pronostica una inflación del 43,5%.

En lo que respecta al balance de cuenta corriente, como porcentaje del PBI, da resultados de un 0,5% para el 2022, un 0,4% para el 2023 y 0,7% en el 2027.

▶ Aumento de impuestos e inflación

El FMI se manifestó de acuerdo con la aplicación de un aumento de los impuesto en los casos de exceso de las ganancias de las empresas, como la iniciativa del ministro Martín Guzmán anunciada por el Gobierno.

El organismo mencionó: “Para disminuir la carga para las finanzas públicas, se podría prever un aumento temporal de los impuestos sobre el exceso de beneficios. Esto ayudaría a recuperar parte de las transferencias a las empresas que no las necesitan”.

El «exceso de beneficios» coincide con el impuesto a la «renta inesperada» que el Gobierno impulsa este mes sobre los sectores que tuvieron mayores rentabilidades por la guerra en Ucrania. La tasa se usaría para financiar el nuevo bono para monotributistas, jubilados y trabajadores informales

Y remarcaron: “Aumentar el cumplimiento de las obligaciones fiscales y otras reformas para modernizar de la fiscalidad de las empresas son posibles vías; estas últimas podrían incluir aumentos temporales del impuesto de sociedades de la renta de las empresas para captar los beneficios excesivos relacionados con la pandemia”.

Te puede interesar

Qué se dice del tema...