Senadores desafían el poder de Cristina: podrían crear un bloque propio

Senadores desafían el poder de Cristina: podrían crear un bloque propio

Kueider, Espínola, Snopek y Leavy quieren independizarse del mandato de la vicepresidenta.


Un grupo de senadores quiere independizarse de la conducción de Cristina Kirchner y formar su propio bloque. Se trata del entrerriano Edgardo Kueider, el correntino Camau Espínola, el jujeño Guillermo Snopek y el salteño Sergio “Oso” Leavy, quienes se quejaron públicamente por la falta de discusión interna en la bancada del Frente de Todos, actualmente presidida por José Mayans y conducida por la vicepresidenta.

Los senadores oficialistas prometen no romper con la Casa Rosada, pero buscan independencia para plantear sus posición y fijar su propia agenda de temas. En ese contexto, cuestionaron la actitud de Máximo Kirchner de renunciar a la presidencia del bloque en Diputados y adelantaron que votarán a favor del entendimiento entre el Gobierno y el FMI.

En declaraciones a Radio Mitre, Kueider explicó: “El costo de no pagarle al FMI significa entrar en default y eso tendrá un impacto mayor desde el punto de vista social; el gesto de Máximo Kirchner generó temor en los mercados y puso tensión nuevamente sobre el dólar».

Y agregó: “Imaginen un default. Eso va a significar una devaluación, que el peso valga menos y que el sueldo valga menos, yo voy a poner en la balanza a los millones de argentinos que van a sufrir esa crisis”.

Kueider es una de las patas de Alberto Fernández en el Senado e impulsa la construcción de una nueva estructura para sostener la gestión e impulsar la reelección en 2023. En ese contexto aseguró que «hay que trabajar para fortalecer la figura presidencial y criticó las declaraciones que tienden a erosionar su poder y provocar una sensación de desconfianza política que luego se traslada a la economía».

Además enfatizó: “Cuando el Presidente envíe al Congreso el acuerdo con el FMI, tenemos que aprobarlo y no permitir que la Argentina caiga en una situación de caos e incendio económico”.

El grupo de senadores «independentista» posee la particularidad que todos son de provincias en las que no tienen a un gobernador atrás que empuje sus designaciones. Espínola y Snopeck son de provincias gobernadas por el radicalismo, mientras que Kueider responde al gobernador peronista Gustavo Bordet de no muy buena relación con el kirchnerismo.

El caso del salteño Leavy también tiene sus particularidades porque su ruptura con el kirchnerismo tiene que ver con que ese sector apoya al gobernador de su provincia, Gustavo Saenz, enfrentado políticamente con el legislador.

Qué se dice del tema...