Para Kulfas la suba del precio de la soja generará «presión inflacionaria»

Para Kulfas la suba del precio de la soja generará «presión inflacionaria»

El ministro de Desarrollo Productivo mostró su preocupación por la suba de los commodities.


El ministro de Desarrollo Productivo de la Nación, Matías Kulfas,  dijo estar “preocupado por la situación de los precios”, y aseguró que se trabaja para que la inflación vaya hacia la baja y llegar con ofertas de alimentos más accesibles para los sectores con menores ingresos.

“Estamos preocupados por la situación de los precios”, dijo el ministro y afirmó que los programas que se implementan “son programas de ayuda” pero “no resuelven la inflación pero sí contribuyen a generar una oferta más barata”.
Además, consideró que el aumento de los precios internacionales “genera presión” en los valores de los productos comestibles.

Esta semana se conoció que el precio internacional de la soja alcanzó un nuevo récord en el mercado de referencia de Chicago. La oleaginosa se cotizó a 600 dólares la tonelada, algo que no sucedía desde agosto de 2012.

Si bien este contexto beneficia al Gobierno porque habrá un mayor ingreso de divisas por las exportaciones, Kulfas señaló que la “suba internacional de commodities genera presión sobre los precios de los alimentos a nivel local».

No es la primera vez que economistas ligados al oficialismo plantean su preocupación por un impacto local de un aumento en los commodities. El propio Kulfas hace un mes, luego de que se conociera el número de inflación de marzo, había asegurado que “es una situación difícil porque tuvimos un primer trimestre de inflación muy alta. Tengamos en cuenta que se generó una aceleración de los precios internacionales, por ejemplo las materias primas aumentaron 14% en el primer trimestre y acumulan una suba del 34% desde septiembre del año pasado”.

El ministro de Economía Martín Guzmán, por su parte, había asegurado que el aumento de los precios de los commodities estaba relacionado con la dinámica que impuso la pandemia, con un aumento de la demanda de alimentos a nivel mundial. “Para Argentina puede ser una oportunidad, pero queremos que ese shock no sea regresivo”, dijo el Ministro.

Además, el ministro de Economía dijo que el Estado “busca gestionar para que el sector pueda vender a precio internacional, pero que haya abastecimiento asegurado en el mercado interno a precios que no reflejen la inflación mundial”.

 

Te puede interesar

Qué se dice del tema...