Ómicron: Argentina podría seguir el patrón de contagios que el Reino Unido

Ómicron: Argentina podría seguir el patrón de contagios que el Reino Unido

Según la comparación de datos estadísticos las cifras en ambos países serían similares.


La variante Ómicron en el Reino Unido parece haberse frenado en la última semana. El jueves 13, se notificaron 109.133 nuevos contagios, el número más bajo desde el pico del 29 de diciembre, cuando se reportaron 246.230 casos en un solo día.

El promedio semanal de nuevos casos diarios también comenzó a mostrar un descenso: se registraron 131.604 contra 182.062 del 5 de enero, cuando la tercera ola de coronavirus parecía imparable en el Reino Unido.

Por su parte, en Argentina, la curva comenzó a crecer más aceleradamente el 6 de diciembre, cuando se habían reportado 2.477 nuevos contagios en 24 horas. Pasaron 38 días y, desde entonces, el número aún no dejó de crecer exponencialmente, aunque hay indicios de que el crecimiento es menos acelerado ahora que hace dos semanas. Hubo un pico de nuevos casos reportados el martes pasado (134.439), y el jueves se registraron 128.402.

En tanto, los internados en terapia intensiva por Covid son a la fecha 2.406, una cifra que representa 200 más que el miércoles 12. Si bien las camas UTI ocupadas por pacientes con coronavirus representan el doble que hace 10 días, todavía están lejos de los valores máximos de la primera (5.119) y de la segunda ola (7.969).

La pediatra argentina residente en el Reino Unido, Marta Cohen, Marta Cohen, le dijo a Infobae: «En Sudáfrica en 33 días, los casos comenzaron a bajar. En el Reino Unido está pasando algo similar, con un descenso del 24% en la última semana. Ya hace un tiempo comenzaron a bajar en Londres, pero ahora también empezaron a bajar en el interior, excepto en Yorkshire, donde yo estoy, porque acá llegó último Ómicron».

Ante la pregunta de su podría pasar algo similar acá en Argentina, Cohen respondió: “Creo que va a seguir el mismo patrón: un freno en la suba de casos, y luego comienzan a bajar, con las muertes todavía en aumento, pero en mucho menor cantidad que en las variantes anteriores, solo afectando a los no vacunados, población vulnerables y adultos mayores, y las internaciones estabilizadas. Recién dos semanas después que comiencen a bajar los casos, comenzará a verse reflejado en el descenso de fallecimientos”.

Por su parte, el infectólogo Eduardo López pronosticó hace una semana que “iban a seguir subiendo, en los siguientes 10-15 días de forma menos exponencial, y luego se produciría una meseta en los casos de tres o cuatro semanas. Recién después, empezarían a bajar”.

Qué se dice del tema...