Siguen apareciendo videos comprometedores de Sabag y su novia

Siguen apareciendo videos comprometedores de Sabag y su novia

Se detectó que la pareja se habría reunido en un local de comidas rápidas antes del intento de asesinato.


La investigación por el ataque a la vicepresidenta Cristina Kirchner accedió el jueves a capturas que indican que los imputados Fernando Sabag Montiel y Brenda Uliarte se habrían reunido en un local de comidas cuatro horas antes de la agresión fallida a Cristina Kirchner.

En otro registro fílmico que se remonta a 4 días antes del atentado, se lo ve al acusado en las inmediaciones de la casa de la titular del Senado, entre la multitud de militantes que la saludaban cuando la vicepresidenta regresaba a su domicilio en Recoleta.

En el local de comidas intervienen 2 sujetos más: se trata de un joven y una mujer mayor que comían en una de las mesas y de pronto dejaron caer un papel al suelo. Con posterioridad, una vez que dichas personas se retiraron del comercio, la novia de Sabag Montiel se aproximó a la misma mesa y tomó el papel en cuestión.

La imputada le mostró el papel a su pareja, quien lo leyó y lo tiró en el cesto de basura.

La reconstrucción de la secuencia es analizada por la investigación ya que se plantea la posibilidad de que el papel contuviera un mensaje relativo al intento de asesinato, lo cual validaría la hipótesis de que hay más personas implicadas en el intento de magnicidio.

Otros movimientos sospechosos

Una filmación del 28 agosto, 4 días antes de la agresión fallida, muestra a Montiel en las inmediaciones de la vivienda de Cristina Kirchner, cuando la líder del Frente de Todos volvía a su departamento luego de una cena familiar.

Al principal acusado se lo ve detrás de los militantes y seguidores de Cristina, apoyado contra la pared del edificio situado en la calle opuesta, mientras la vicepresidenta saludaba a la multitud.

En principio, la investigación analizará si esta visita refuerza la idea de un atentado planificado. Todo indica que podría tratarse de operaciones de «inteligencia» previa, como la utilización de «los carros de copos de algodón simulando vender ese producto».

Nicolás Carrizo, en la mira

También habría estado presente el 28 de agosto Nicolás Carrizo en las cercanías del departamento de Cristina Kirchner.

El día viernes posterior al atentado, el individuo brindó declaraciones a Telefé junto con Brenda Uliarte y negó cualquier nexo con el intento de magnicidio, además de remarcar que recibieron supuestas amenazas.

«A ella la amenazaron de muerte. Nos amenazan todo el tiempo. Nos dicen que somos un grupo terrorista. Nazis. Le voy a ser sincero. Los tatuajes son tatuajes. Ese tatuaje ni siquiera es nazi. Nosotros nos vinculamos con una cierta amistad. Hola, ¿cómo estás?, ¿todo bien? Estábamos a full, laburando. Si hablamos de política no me acuerdo. Nosotros no tenemos nada que ver”, advirtió Carrizo en dicho reportaje.

A su vez, los investigadores accedieron a chats de Carrizo y otro miembro del grupo de los copos de azúcar, donde Carrizo habría dicho que la novia de Sabag Montiel «estaba orgullosa de lo que había hecho» su pareja y que por otra parte estaba presente el día del atentado fallido.

Qué se dice del tema...