La Justicia confirmó el procesamiento de Cristina en la causa Cuadernos

La Justicia confirmó el procesamiento de Cristina en la causa Cuadernos

La Cámara de Casación rechazó un recurso de queja de la defensa de la Vicepresidenta.


La Justicia rechazó los planteos de la defensa de Cristina Kirchner y dejó firme la acusación en su contra por la presunta comisión delitos en el marco de la causa de los Cuadernos. El fallo del tribunal de Casación contó con los votos de los jueces Diego Barrotaveña y Daniel Petrone y la disidencia de la jueza Ana María Figueroa.

La causa cuadernos se inició en 2018 con las anotaciones del chofer del Ministerio de Planificación Federal Oscar Centeno que registraba en un cuadernos los días, hora y lugares a los que llevaba al funcionario Roberto Baratta a buscar dinero de coimas de empresarios que tenían obra pública. El caso derivó en una treintena de arrepentidos, entre empresarios y ex funcionarios, que contaron cómo era el circuito que involucraba a la expresidenta.

El expediente tuvo diversos planos en los que Cristina Kirchner está procesada por 27 hechos de coima y como jefa de una asociación ilícita y un embargo de 1.500.000.000 de pesos. El expediente fue enviado a juicio oral y se encuentra en el Tribunal Oral Federal 7 a la espera de que se fije la fecha de inicio del proceso.

Mientras tanto hay en recursos pendientes que se analizan en Casación y en la Corte Suprema. Uno de ellos es el que Casación rechazó. Se trata de una queja que la defensa de la vicepresidenta presentó porque la Cámara Federal no aceptó un planteo para llegar a Casación.

El juez Diego Barroetaveña explica en su voto: “Que la presentación directa en estudio no habrá de prosperar en la medida en que la resolución recurrida no supera el límite de impugnación objetivo previsto por el artículo 457 del Código Procesal Penal de la Nación (CPPN), ya que no se trata de una sentencia definitiva ni de un auto que ponga fin a la acción, a la pena o haga imposible que continúen las actuaciones, o de aquellos que deniegan la extinción, conmutación o suspensión de la pena”.

El magistrado agregó que “del recurso de casación interpuesto por la defensa de Fernández de Kirchner tampoco se observa que se hayan invocado agravios que no se hubiesen oportunamente efectuado a través de planteos independientes que fueron objeto de tratamiento de otros incidentes”.

Además sostuvo: “La impugnación intentada sólo revela una disconformidad con la desestimación dispuesta, que no es suficiente para configurar un supuesto de arbitrariedad o cuestión federal que autorice la apertura de esta instancia casatoria”.

En la misma línea opinó el camarista Daniel Petrone sostuvo que «la defensa de Cristina Kirchner no logra refutar de forma adecuada en su presentación directa la ausencia del presupuesto objetivo de admisibilidad que se advierte como objeción al recurso de casación intentado. Por lo demás, la sola alegación de una situación de gravedad institucional, sin una correcta fundamentación que evidencie que la causal se ha producido en la especie, tampoco alcanza por si sola para la procedencia del recurso intentado”.

En disidencia votó la tercera integrante de la Sala I de Casación, Ana María Figueroa. La magistrada se inclinó por aceptar el planteo y analizar la presentación de la vicepresidenta.

Para la jueza “si bien la decisión recurrida no constituye una resolución definitiva en sentido estricto, desde que no pone fin al pleito, ni hace imposible la prosecución ulterior, en casos excepcionales resulta equiparable a tal, en tanto ocasiona un grave daño de imposible o tardía reparación ulterior que requiere tutela judicial inmediata, conforme jurisprudencia de la Corte Suprema de Justicia de la Nación”.

Y para Figueroa esa situación se da en la presentación de Cristina Kirchner: “el recurrente ha criticado la decisión que lo agravia con fundamento en su arbitrariedad y en la violación de derechos y garantías de raigambre convencional y constitucional, motivando la existencia de una cuestión federal, la intervención de esta Cámara como tribunal intermedio se encuentra habilitada”.

La Sala I es un tribunal clave para Cristina Kichner. Los mismos jueces son los que la sobreseyeron en la causa de dólar futuro y los que tienen que analizar los expedientes “Hotesur-Los Sauces” y la firma del memorándum de entendimiento con Irán. En esas causas la vicepresidenta está sobreseída con pedidos para que esa decisión se revoque y se ordene el juicio oral.

Qué se dice del tema...