El Gobierno negó que esté analizando una ley contra los discursos de odio

El Gobierno negó que esté analizando una ley contra los discursos de odio

La portavoz de la Presidencia, Gabriela Cerruti, afirmó no se está evaluando nada en ese sentido.


El Gobierno nacional negó este martes que esté en estudio una norma contra los discursos de odio, tras la idea que instaló la titular del INADI, Victoria Donda, y otros dirigentes del oficialismo.

“No estamos analizando ninguna legislación contra los discursos del odio”, aseguró este martes la portavoz de la Presidencia, Gabriela Cerruti.

La funcionaria explicó que “en la Argentina ya hay legislación, desde la Ley de la defensa de la Democracia de Raúl Alfonsín hasta nuestro código penal. La ley de discriminación lo incluye, la ley contra la violencia de género y la ley de medios lo incluyen”

Además añadió: “En este momento hay que cumplir con la legislación vigente y poner en debate de qué hablamos cuando hablamos de discursos de odio”.

Y alertó: “Hay límites que se cruzan y hay medios que los cruzan muy seguido”.

La idea de avanzar con una norma de este tipo fue instalada por la titular del INADI, Victoria Donda, y otros dirigentes del Frente de Todos, a partir de expresiones previas -y posteriores- al atentado contra la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Pese a descartar la iniciativa, la Portavoz se pronunció a favor de una legislación que regule cómo se distribuye la publicidad oficial. “La pauta tiene que tomar en cuenta los discursos de odio, porque esos no son los valores que queremos transmitir”, sostuvo Cerruti.

En ese contexto, pidió debatir una ley de publicidad oficial que establezca una serie de “parámetros” para tal fin.

“El Gobierno tiene derecho a decidir qué medios quiere impulsar. Vos podés definir: ‘Estos son los valores que querés transmitir y estos son los medios que querés que, de alguna manera, mantengan la conversación colectiva'”, explicó.

Y ante las críticas que podrían aflorar por el manejo de la pauta oficial, apuntó: “Ningún medio, de los grandes, depende de la pauta oficial”.

Por otro lado, habló de la violencia que se engendra a través de los “microclimas” que se generan en redes sociales: “Es un problema del cual tenemos que hablar sin tapujos si realmente queremos hablar de convivencia democrática”.

Te puede interesar

Qué se dice del tema...