El Gobierno dijo «no habrá tarifas dolarizadas» ni «congelamiento permanente»

El Gobierno dijo «no habrá tarifas dolarizadas» ni «congelamiento permanente»

El secretario de Energía de la Nación, Darío Martínez, dio precisiones sobre cómo serán las tarifas de la energía.


El tema de la posibilidad de que aumentan es un tema que está en discusión. Por eso, el secretario de Energía de la Nación, Darío Martínez, reafirmó que el Gobierno pretende llegar a marzo de 2021 con una tarifa de transición definida.

«De acá a marzo estamos en un proceso de negociación con las distribuidoras y las transportistas y vamos a una tarifa de transición que no será ni la Revisión Tarifaria Integral (RTI) dolarizada del Gobierno anterior ni tampoco mantener un proceso de congelamiento permanente», dijo Martínez en una entrevista con el Diario La Mañana de Neuquén.

La idea de readecuación tarifaria que impulsará el Gobierno nacional tiene que mantener «una relación entre las tarifas, los salarios y las jubilaciones» y como parte de esa definición clara sumar como herramienta «la utilización de los subsidios de manera mucho mas eficiente», sostuvo Martínez.

El funcionario argumentó la necesidad de avanzar hacia un esquema de transición al afirmar que «es inaplicable para la capacidad de un consumidor promedio en la Argentina la RTI vigente de la gestión anterior. El impacto que generaría seria devastador y por eso el Presidente (Alberto Fernández) inició el proceso de negociación poniendo marzo como plazo».

Martínez  explicó que «poder manejar los subsidios de manera más inteligentes reflejará impactos distintos de acuerdo a la capacidad de hacer frente a la tarifa», pero en todos el proceso será necesario «mantener los subsidios en términos constante PBI, en el 1,7%».

Al ser consultado sobre los requerimientos de provisión de gas natural que tendrá el país para los meses de invierno, Martínez aseguró que el Gobierno analiza con las empresas petroleras cuánto podrán incrementar su producción para enfrentar el pico de demanda, como también la posibilidad de incrementar las compras de GNL a través de un nuevo barco regasificador o vía Chile. Entre otros temas se refirió al impacto positivo que tendrá el recién implementado programa de incentivo Gas.Ar con «un esquema de inversión pública que va a frenar el declino» de producción que venía registrando el sector, lo que también significará la recuperación de puestos de trabajo y la incorporación de nuevas pymes a la industria de los hidrocarburos.

Pero a la vez admitió, «hay cuestiones que van apareciendo como el declino importante de la producción de Bolivia en la renegociación de la adenda, si bien logramos un precio muy ventajoso para el país. Por eso ya estamos con diferentes alternativas para resolver los picos de invierno».

Te puede interesar

Qué se dice del tema...