Comerciantes de todo el país anunciaron que no acatarán las restricciones

Comerciantes de todo el país anunciaron que no acatarán las restricciones

La Unión de Emprendedores de la República Argentina (UERA) "advirtió que no cerrarán los negocios.


Las nuevas restricciones contra la segunda ola de Covid entraron en funcionamiento el viernes, en ese marco, desde la Unión de Emprendedores de la República Argentina (UERA), que agrupa a comerciantes de todo el país, expresaron su «profundo malestar» y advirtieron que no las van a acatar.

La UERA agrupa a monotributistas, autónomos, comerciantes y empresarios pymes de todo el país.

La UERA expresó en un comunicado que «muchas de estas medidas están señalando a los comerciantes, a los dueños de restaurantes y bares como los responsables de los aumentos de casos y el crecimiento de la pandemia en la Argentina».

«Nuestro sector fue el que más invirtió de sus propios recursos para controlar la cuarentena», enfatizó el presidente de la entidad, Rodolfo Llanos. Según el dirigente, «¿Cómo puede ser que el Gobierno decida que nosotros somos los culpables y nos tiene que cerrar?».

«Todos sabemos que el crecimiento de la pandemia y de los casos nada tiene que ver con los comercios y emprendedores. Ese crecimiento se da en la falta de control en las fiestas clandestinas, en los espectáculos, marchas y actos políticos masivos», se quejó Llanos.

Además, expresó: «Hoy nos culpan a nosotros y nos sancionan cuando estuvimos todo el tiempo del lado de la sociedad, cuidando y protegiendo para que no crecieran los casos».

A su criterio, las restricciones vigentes desde el viernes «lo único que hacen es destruir el trabajo, al comercio en la Argentina, por eso le pido al presidente Alberto Fernández que no se apure, que no tome medidas inconsultas».

«Que (el jefe de Estado) no crea que juntándose con la CGT o la UIA va poder tomar las mejores decisiones para el país, porque ninguno de ellos tiene un comercio ni tiene que despedir gente cuando tiene que cerrar», enfatizó Llanos.

También señaló que «a los que estamos en la calle nadie nos llama para preguntarnos cuáles son las mejores opciones para endurecer protocolos y horarios, por eso vamos a acatar aquellas medidas que nos parecen bien y razonables».

Asimismo, resaltó que los bares y restaurantes «no se pueden fundir en nuestro país» y dijo que «el 60% de la masa laboral corresponde a los comercios y pequeños emprendedores, si cerramos se destruye la Argentina». «Vamos a seguir abriendo, cuidándonos y cuidando más a nuestros clientes», advirtió.

«Es importante seguir trabajando e insistir en que no vamos a acatar medidas que nos parecen irracionales y que van a destruir al comercio», aseguró la entidad.

Además, indicó que «nos sancionan cuando estuvimos todo el tiempo cuidando a la sociedad. Los comercios, los emprendedores y los bares no somos los responsables de los aumento de casos», aseguró la entidad.

Qué se dice del tema...