Fernández recibió a la CGT y ocupó la Superintendencia de Salud

Fernández recibió a la CGT y ocupó la Superintendencia de Salud

No les concederá el control del organismo pero garantiza una ayuda.


El presidente Alberto Fernández recibió este jueves a la cúpula de la CGT, que ratificó su alineamiento al Gobierno. La comitiva gremial, encabezada por los titulares de la central, Héctor Daer y Carlos Acuña, no pudo imponer al sucesor del fallecido Eugenio Zanarini en la Superintendencia de Servicios de Salud (SSS) pero se llevó la promesa oficial de atender viejos reclamos sobre la financiación de las obras sociales y de un trabajo específico para intentar contener la inflación que termina licuando “los aumentos salariales” que se logran vía paritarias.

Horas después de que concluyera la reunión fuentes oficiales señalaron que Daniel López, actual titular de la Dirección Nacional de Discapacidad, será el encargado de administrar los fondos de las obras sociales. La designación no cayó mal en el seno de la CGT que se mantiene en alerta por el déficit de 11 mil millones del Fondo Solidario de Redistribución, el mecanismo para financiar las prestaciones médicas que durante la pandemia consumió los fondos de las obras sociales.

El principal planteo que llevó el sindicalismo a Olivos tuvo que ver con la delicada situación financiera de las obras sociales. Los dirigentes obtuvieron el compromiso gubernamental de encontrar una solución. «Los egresos por las prestaciones en discapacidad y libre elección de obra social fueron los puntos que el propio Presidente tomó nota para darle una solución», detallaron desde la CGT

Durante las casi dos horas que duró el almuerzo, Fernández estuvo acompañado por el ministro de Trabajo Claudio Moroni, el jefe de Gabinete Santiago Cafiero la titular de Salud Carla Vizzotti y el secretario de Asuntos Estratégicos Gustavo Beliz.

Otro de los temas que sobrevoló la mesa en la quinta presidencial fue la necesidad de que la ayuda del Estado para los sectores más golpeados por la pandemia se extienda en el tiempo.  Frente al reclamo puntual de los gremios para reponer la asistencia social, hubo “consenso” en que el Estado dispondrá la ayuda necesaria para dar recursos a los sectores más afectados por las restricciones. Y también en el oficialismo se mostraron dispuestos a implementar planes para contener “la escalada de precios” en especial de los “artículos de consumo primario”.

En tanto, desde la central obrera informaron que «se dialogó sobre la actualidad de actividades estratégicas como salud, educación y transporte, entre otras».

La presencia del titular de la secretaría de Educación de la CGT, Sergio Romero, también es un punto a destacar ya que la organización gremial que lidera el santafesino (UDA) reclamó días atrás la declaración de la emergencia educativa en el país, a efectos de reforzar el refuerzo de fondos para el servicio educativo.

En tanto la asistencia del titular de la UTA, Roberto Fernández, fue explícita respecto a la crisis de ese gremio, con paritarias bajo conciliación obligatoria y una fortísima puja interna.

La mesa chica ampliada de la CGT también aprovechó la ocasión para resaltar «el enorme paso logrado con la modificación el impuesto a las Ganancias que permitirá llevar mayor poder adquisitivo a más de un millón de trabajadores». En se marco, los dirigentes gremiales que asistieron a Olivos confirmaron que durante el encuentro «se ratificó el objetivo de lograr paritarias salariales mayores que la inflación anual».

Te puede interesar

Qué se dice del tema...