Reunión con el FMI: fuerte guiño de Francisco a la Argentina

Reunión con el FMI: fuerte guiño de Francisco a la Argentina

Se dio tras la reunión con Martín Guzmán, Kristalina Georgieva durante un seminario convocado por la Academia de Ciencias Sociales del Vaticano.


Este miércoles, el ministro de Economía, Martín Guzmán, y la titular del Fondo Monetario Internacional, Kristalina Georgieva, mantuvieron un encuentro con el Papa Francisco, en el marco del seminario convocado por la Academia de Ciencias Sociales del Vaticano.

El Sumo Pontífice llevó adelante un discurso ante economistas y financistas, donde apuntó al empobrecimiento de las naciones subdesarrolladas mediante el endeudamiento y, en forma solapada, dio su apoyo a la Argentina para reestructurar el compromiso de pago que contrajo con el organismo multilateral durante el gobierno de Mauricio Macri.

Asimismo, se refirió al FMI, y dijo: «Cuando los organismos multilaterales de crédito asesoren a las diferentes naciones, resulta importante tener en cuenta los conceptos elevados de la justicia fiscal, los presupuestos públicos responsables en su endeudamiento y, sobre todo, la promoción efectiva y protagónica de los mas pobres en el entramado social. Recuérdenles su responsabilidad de proporcionar asistencia para el desarrollo a las naciones empobrecidas y alivio de la deuda para las naciones muy endeudadas».

Resaltó así la necesidad de una «co-rresponsabilidad inspiradora y esperanzadora para crear un clima de fraternidad y de renovada confianza que abrace en conjunto la búsqueda de soluciones innovadoras y humanizantes».

Y sostuvo: «Cada año cientos de miles de millones de dólares, que deberían pagarse en impuestos para financiar la atención médica y la educación, se acumulan en cuentas de paraísos fiscales impidiendo así la posibilidad del desarrollo digno y sostenido de todos los actores sociales»,

Al respecto, señaló a los organismos crediticios: «Las personas empobrecidas en países muy endeudados soportan cargas impositivas abrumadoras y recortes en los servicios sociales, a medida que sus gobiernos pagan deudas contraídas insensible e insosteniblemente. De hecho, la deuda pública contraída, en no pocos casos para impulsar y alentar el desarrollo económico y productivo de un país, puede constituirse en un factor que daña y perjudica el tejido social».

Te puede interesar

Qué se dice del tema...