Grabois dijo que el Estado pasó de «roban pero hacen» a «no roban pero no hacen»

Grabois dijo que el Estado pasó de «roban pero hacen» a «no roban pero no hacen»

El dirigente dijo que los comedores sociales no llegan a cubrir el total de los alimentos que necesitan y lanzó duras críticas contra el Estado.


El dirigente de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP), aseguró este martes que los comedores sociales no llegan a cubrir el total de los alimentos que necesitan y lanzó duras críticas contra el Estado y la sociedad. A su vez, el referente social hizo hincapié en que siguen habiendo «temas estructurales» en el sistema de compras estatales.

«En este momento, en el tema de alimentos no roban y no hacen. El problema es cuando vos no podés resolver los problemas de la realidad de manera eficiente y con la celeridad que requieren. Pero no es culpa de (Daniel) Arroyo, de Alberto (Fernández), ni de (Mauricio) Macri y Cristina (Kirchner). Es culpa de toda la sociedad, que es recontra hipócrita«, sostuvo, al mismo tiempo que remarcó que pese a los cambios que se implementaron en el sistema de adquisiciones estatales, «todos los pasos administrativos pueden estar perfectos y hacer un tremendo choreo».

Durante un reportaje con Radio La Red, Grabois dijo que sigue habiendo «temas estructurales» en el sistema de compras estatales: «Termina ganando la idea del roba pero hace. Como si la eficiencia y la transparencia fueran dicotómicas. Hay una organización burocrática del Estado. Hay capas estamentales de degradación en las instituciones que impiden que se puedan comprar arroz, fideos y arroz de una manera razonable», señaló.

Y añadió que «sigue siendo un procedimiento donde vos podés tener todas los papeles perfectos, todos los pasos administrativos perfectos y hacer un tremendo choreo». Además, el dirigente oficialista afirmó que «no pasa sólo en la compra de alimentos, sino también en la obra pública, la construcción de viviendas, la urbanización de los barrios, la aplicación de ayuda para los productores».

«El papelito es fácil de truchar, pero lo que no se puede truchar es la realidad. Si el procedimiento se hace mal, te cortan la cabeza. Si se hace bien y hay un curro, te cortan la cabeza. Cuando querés hacerlo más rápido, aparece la idea de que si es rápido no es transparente. Nos estamos pisando el poncho y trabando mutuamente», señaló el dirigente de la CTEP.

En otro tramo del reportaje, el líder social dio su visión acerca de «cómo se deteriora la vida a niveles infernales en los conurbanos de Buenos Aires, Rosario, Córdoba y la incapacidad o falta de planificación para resolver de los sucesivos gobiernos de una manera razonable».

Te puede interesar

Qué se dice del tema...