Supercard: se postergaría su lanzamiento hasta junio

Supercard: se postergaría su lanzamiento hasta junio

La puesta en marcha de la tarjeta que propuso Guillermo Moreno no avanza y se espera que esté disponible sólo para algunos clientes de los supermercados a mitad de año.


Sin novedades sobre la implementación de la Supercard, el anuncio del Gobierno que confirmaba su puesta en marcha para abril quedó sin efecto, ya que desde la secretaría de Comercio se sostiene que recién estaría disponible a fines de junio, cuando se terminen de confeccionar los sistemas operativos y listados de potenciales clientes.

A pesar de que su realización es exigencia de los empresarios para mantener el acuerdo de precios, en una primera etapa sólo estaría disponible para los clientes de las tarjetas de los súper e hipermercados y los titulares de la tarjeta Argenta. Recién en julio los propietarios de tarjetas de créditos podrían acceder a la tarjeta.

Esta situación le genera al secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, un problema por el acuerdo de precios que había arreglado con los supermercadistas. A su favor juega que la implementación de la tarjeta coincidirá con el vencimiento del congelamiento de precios.

Para Moreno existen dos medidas en estudio; la primera es «ayudar» a los privados en las próximas negociaciones paritarias. El secretario llamará al sindicato de Comercio de Armando Cavalieri para que «ponga el hombro» en las discusiones salariales que el sector abrirá en mayo. El aumento que el Gobierno quiere que cierre este sector, es de no más del 20%. Como se descarta que Cavalieri rechazará el convite, hay una prebenda extra hacia el sindicato: el apoyo total para que el gremio defienda primero la embestida y luego recobre los afiliados que en su momento coptó Hugo Moyano.

La segunda que tiene en mente es la presión que ejercerá contra los bancos para que éstos acepten rebajar del tres al uno por ciento las comisiones que le cobran por las operaciones con tarjetas de créditos. Éste había sido la orden original morenista a los bancos, pero luego éstos decidieron avanzar en la rebaja de intereses a sus clientes y no una reducción de las comisiones a los super e hipermercados.

La Asociación de Bancos Argentinos (ADEBA), aseguró que aplicaría una política de reducción de los intereses del 45 al 30 por ciento anual para los clientes que se atrasan en sus pagos; medida a la que se sumaría la Asociación de Bancos Públicos y Privados de la Argentina (Abappra). Por su lado, la Asociación de Bancos de la Argentina (ABA), que reúne a las entidades extranjeras, prometió otro tipo de beneficios para sus usuarios, vinculados a descuentos y mayores plazos para las compras sin cobrar intereses.

Moreno no obligará a las entidades financieras a reducir las comisiones, sino que les «sugerirá» la medida. En su escritorio hay una carpeta de decisiones, siempre dentro de su tipología de acción, que podría acelerar para que los bancos avalen su idea de rebajar comisiones. Cerca del secretario se habla de presionar a las entidades por los intereses que cobran en los créditos personales, la falta de préstamos hipotecarios, la poca disponibilidad que ve el funcionario para que haya más dinero para las pymes y hasta una carpeta sobre la participación de algunos bancos en el mercado cambiario que, según su visión, no estaría clara.

Qué se dice del tema...