Reunión de urgencia en la Rosada tras el récord de muertes de Covid

Reunión de urgencia en la Rosada tras el récord de muertes de Covid

A una semana de que terminen las restricciones actuales, nadie imagina un relajamiento.


El regreso a la Fase 1 o cuarentena dura es el comentario saliente en la política en las últimas horas, en medio de la cumbre que este viernes por la noche mantuvieron Alberto Fernández y Axel Kicillof en la Casa Rosada, sin la presencia de Horacio Rodríguez Larreta, convertido en el adversario número uno del oficialismo.

La saturación del sistema de salud del área metropolitana y ciudades muy importantes de la provincia como La Plata y Bahía Blanca, reforzó la idea de Kicillof de imponer una cuarentena dura. Posición que transparentó el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, quien pidió suspender incluso el transporte.

El conflicto por la apertura de las escuelas con Larreta llevó a una situación de falta de coordinación total de medidas, muy lejos de las fotos de los tres gobernantes decidiendo juntos al inicio de la pandemia.

El gobierno parece decidido a cargar todas las culpas sobre la mala evolución de los números de la pandemia, que este viernes marcaron 557 muertos y más de 27 mil casos, sobre Larreta. «Miramos para atrás y todo comenzó en la Ciudad, se extendió al AMBA y de allí empezó a irradiar al resto del país», afirmó este viernes el Presidente. Desde la Ciudad le recuerdan que en rigor el virus entró por el aeropuerto de Ezeiza, territorio de la provincia de Buenos Aires que gobierna Kicillof.

Como sea, las actuales restricciones terminan el viernes de la semana que viene, pero nadie en el Gobierno se imagina un relajamiento, más bien se habla de la posibilidad de anticipar incluso antes que venza ese plazo un regreso a modalidades más duras de aislamiento. Mayo, para todos los actores que diseñan las políticas de salud aparece como el mes crítico.

Te puede interesar

Qué se dice del tema...