Los K porteños no hablan ni escuchan de Francisco

Los K porteños no hablan ni escuchan de Francisco

Los kirchneristas porteños parecen ser conducidos por Página 12 y el periodista Horacio Verbitsky. No se presentaron hoy al homenaje legislativo al Papa Francisco.


El bloque kirchnerista que conduce Juan Cabandié en la Legislatura Porteña no bajó a sus bancas en la sesión de hoy jueves cuando se trató una manifestación de beneplácito por el nombramiento del nuevo Papa Francisco, oriundo de Argentina y porteño del barrio de Flores.

La decisión está enmarcada en la pelea que históricamente tuvo parte de este espacio con el  ex cardenal Jorge Bergoglio, Arzobispo de la Ciudad de Buenos Aires. Incluso esta mañana desde un matutino el asesor presidencial nunca oficializado y presidente del CELS, Horacio Verbitsky, volvió al ataque sobre la supuesta postura colaboracionista de Bergoglio en la dictadura. Algo que a pesar de los libros publicados y los continuos ataques del periodista nunca pudo ser corroborado.  Es más, dicha postura fue absolutamente desmentida en el día de hoy por otra ex Presidenta del CELS, Graciela Fernández Meijide y por el Premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel. 

Sin embargo parece que esta vez los ruidos empezarán ya no tan sordos sino con otra intensidad en el bloque de Cabandié.  El legislador Alejandro Amor aclaró a Noticias Urbanas que «yo era el encargado de tomar la palabra en el homenaje a Francisco en el recinto» y que su disconformidad e ida se debió a que desde el PRO introdujeron sin discusión la memoria y balance de la Legislatura. Tampoco Dante Gullo estaba muy convencido de la conveniencia de la decisión. Esta vez parece que la cuestión  no va a salir gratis en el bloque ya que la postura respecto al tema del Papa Francisco  es demasiado importante. En su época de Arzobispo de Buenos Aires y de la Pastoral Social, muchos dirigentes políticos estuvieron siempre cerca de ella. Los ultra K en cambio se posicionaron en contra. Capaz que creen que con su actitud  llamarán la atención de los 6000 periodistas internacionales que irán a la conferencia de prensa del nuevo Papa.

Otra vez los K por este sectarismo inentendible del sector que le responde a Verbistsky, no estuvieron a la altura de las circunstancias. Pero quedaron muy expuestas las diferencias

Te puede interesar

Qué se dice del tema...