Interna de la UOCRA: escracharon a huevazos al «Pata» Medina

Interna de la UOCRA: escracharon a huevazos al «Pata» Medina

La facción opositora lo increpó en las puertas de un hospital platense.


El exsecretario general de la Unión Obrera de la Construcción Argentina (Uocra) de La Plata, Juan Pablo “Pata” Medina, fue aprendido este martes tras protagonizar incidentes en las puertas del Hospital Italiano de la capital platense.

Según trascendió, un grupo de personas lo increpó en las puertas del sanatorio y tras la intervención de la Policía, Medina fue aprehendido por agredir a un efectivo, según consignaron fuentes de esa fuerza.

El episodio ocurrió este martes por la mañana, cuando Medina se encontraba junto a sus familiares en el hospital para una consulta médica. En ese momento, apareció un grupo de personas que lo increpó y allí se generaron los disturbios, con golpes y trompadas, por lo que intervino la Policía.

Eran unas 20 personas que responderían a la facción opositora que responde a Iván Tobar las que esperaban a Medina, según fuentes sindicales y policiales. Le tiraron huevos, lo insultaron y filmaron la agresión. «Zorro, garca, ladrón, chorro. A la Uocra no volvés más», fueron algunos de los mensajes hacia el sindicalista.

Medina logró meterse en el Hospital, visiblemente enojado. Incluso intentó defenderse. Su hija también recibió huevazos e insultos.

La tensa situación se prolongó hasta que llegó la policía. Entonces, Medina insultó a los oficiales, por no haberlo protegido y, tras un cruce de acusaciones, habría golpeado a un efectivo de la Bonaerense. Fue detenido en el momento y trasladado a la comisaría cuarta de La Plata, conocida como La Loma.

Además de Medina, fue detenida su hija Valentina y otro hombre, Alfredo Videla Pino, que estaba con el sindicalista. El oficial que según las fuentes oficiales fue agredido, de apellido Valdéz, terminó con un politraumatismo y fue atendido en el mismo Hospital Italiano.

Por la agresión se inició una causa judicial por daños, amenazas y lesiones leves, en la UFI 6, a cargo del fiscal Marcelo Romero.

Por su parte el abogado de Medina, César Albarracín, explicó: «Lo que paso hoy es propio de la dictadura. Medina insultó a un policía y por eso lo detuvieron. (…) Le pusieron las esposas y se lo llevaron detenido a él y a la hija. Nunca viví una situación así, me llama mucho la atención. La semana pasada hicimos denuncias muy fuertes en una causa que avanza contra exfuncionarios».

Y concluyó: «No pueden privar ilegítimamente de la libertad porque no les gusta que los insulten. No pueden detener por eso, es una privación ilegal de la libertad y lo voy a denunciar. La policia en la comisaría cuarta va a escribir cualquier cosa para justificar lo que pasó».

Poco después de las detenciones, un grupo de sindicalistas que responden a Medina fue hasta la comisaría a pedir su liberación.

Qué se dice del tema...