Cavallo: «A Fernández y a Guzmán sólo les queda rezar»

Cavallo: «A Fernández y a Guzmán sólo les queda rezar»

El exministro analizó la actividad económica y dijo que Cristina Fernández fue la responsable de la gestión del Frente de Todos en el Gobierno.


El exministro de Economía, Domingo Cavallo, hizo un análisis en su blog acerca de la actualidad económica que afronta el país, en el marco de la crisis del coronavirus y apuntó contra la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, al puntualizar que fue la responsable de la gestión del Frente de Todos en el Gobierno.

“Ella expuso su agenda y él [Alberto] la apoyó sin titubeos”, consideró el extitular de la cartera de Economía, tras las declaraciones de la ex senadora en el acto por el primer aniversario de la asunción de Axel Kicillof como gobernador bonaerense.

En el artículo titular Tratarán a la economía con sedantes para hacer viable la estrategia política «Chavista» de la vicepresidenta, Cavallo consideró que Cristina quiere que el gobierno aplique las políticas de Kicillof del período 2012, por lo que al presidente Alberto Fernández y el ministro de Economía Martín Guzmán “sólo les queda rezar”.

En ese aspecto, agregó que las plegarias de los funcionarios son “para que siga aumentando la soja, que el clima acompañe y haya una buena cosecha; que los gremios que hace 15 días están obstaculizando los embarques de oleaginosas, depongan su actitud”. Además el economista dijo que deberían rezar para que no reclamen la continuidad del programa para la asistencia del trabajo y la producción (ATP), del ingreso familiar de emergencia (IFE) y el resto de los programas sociales con los que se trató de paliar el efecto de la pandemia.

Y destacó: “El discurso económico del gobierno para la campaña electoral pivoteará sobre la reactivación económica que ya se viene insinuando en los sectores de la industria manufacturera y en la construcción. Describirá a estos índices como avances hacia el crecimiento económico sostenido. Para los sectores del comercio y los servicios que continúen deprimidos, se seguirá atribuyendo el problema a la pandemia y se argumentará que, de no haber sido por la intervención del Estado con los subsidios, el problema hubiera sido peor. Para apoyar este argumento, gran parte de los anuncios de eliminación del IFE y de las ATPs se revertirán, conforme lo insinúan claramente las palabras de la vicepresidenta”.

Para el ideador del uno a uno, el gobierno defenderá su intento por frenar la inflación e insistirá que el salto del umbral del 25% de aquellos años al 50% del presente, es consecuencia de las políticas de endeudamiento de Mauricio Macri. A su vez estimó que la emisión monetaria tratará de neutralizarse con “la colocación de deuda a tasas mucho más altas que las de las LEBACs».

“Mi impresión es que el gobierno podrá evitar un descontrol cambiario y una explosión inflacionaria antes de las elecciones de octubre, pero no creo que, si luego de las elecciones no cambia de estrategia económica, pueda evitarlo antes de la elección presidencial de 2023. Este riesgo no es tomado en cuenta por Cristina, porque ella cree que las reformas institucionales que piensa impulsar le permitirán continuar en el poder aún en un contexto de desastre económico”, declaró el exministro.

En otro tramo del artículo, Cavallo dijo que Cristina quiere conseguir una reforma institucional para poder perpetuarse en el poder e imitar a compatriotas como el venezolano Hugo Chávez, el boliviano Evo Morales y el ecuatoriano Rafael Correa. Se inspiraría especialmente en éste último, según el ex ministro.

En sus fundamentos, el exministro de Economía escribió: “En muchas oportunidades Cristina Kirchner manifestó su admiración por los tres ex presidentes, pero siempre se mostró más identificada con el ecuatoriano”. Y recordó el accionar de Correa una vez fue elegido mandatario en 2007, cuando disolvió el Congreso y convocó a una Asamblea Constituyente para redactar una nueva constitución que le permitió cambiar la Corte de Justicia, gobernar durante 10 años y elegir a su sucesor.

“Le falló la lealtad incondicional que él esperaba de Lenín Moreno, quien decidió imponer su sentido de responsabilidad y negar el apoyo para lograr la impunidad que le demandaba el ex presidente. Tampoco logró que los integrantes de la Corte Nacional de Justicia le siguieran respondiendo cuando dejó la presidencia”, rememoró.

Por último, Domingo Cavallo reformuló: “Es probable que cuando decidió postular para presidente a Alberto Fernández, Cristina haya tomado recaudos para asegurarse que el personaje no se le transformaría en un Lenin Moreno. Entre paréntesis, ahora en Ecuador, Rafael Correa, que ya tiene condenas en firme por corrupción, está imitando a Cristina para volver al poder: ha postulado a un candidato, Andrés Arauz, al que planea controlar con más eficacia que a Lenín Moreno. Hace algunas semanas la vicepresidenta recibió a Arauz en su despacho del Senado, lo que pone de manifiesto la cercanía política de Cristina con Correa”.

Qué se dice del tema...