Juntos para el Cambio: una campaña de voluntarios y viralizadores

Juntos para el Cambio: una campaña de voluntarios y viralizadores

La campaña tradicional hará base en 25 ciudades ya designadas. El rol de Frigerio y Pichetto. La segmentación.


Con los heridos haciendo reposo, algunos más entusiasmados que otros por la recuperación de la imagen presidencial, Juntos por el Cambio celebró su cumbre en Parque Norte, con Mauricio Macri y Miguel Ángel Pichetto como principales oradores.

En clave de largada, Marcos Peña, Jaime Durán Barba y Rogelio Frigerio están a cargo de los detalles de una campaña que promete ser distinta por el uso del WhatsApp como una de las armas para diseminar las líneas discursivas para la conquista electoral. “El encuentro sirve para alinear a las tropas del interior, recomponer la relación con los heridos y empezar a laburar de acá a las PASO”, explicaron a Noticias Urbanas desde el equipo de campaña que opera desde Balcarce 412, la sede nacional del PRO, en la que el candidato a Vicepresidente ya cuenta con oficina propia.

Organizado en tres bloques y antes de la tanda de los estrategas de campaña, los macristas escucharon primero a los referentes de los partidos de la alianza Humberto Schiavoni (PRO), Maxi Ferraro (Coalición Cívica) y José Cano (UCR). Luego, los gobernadores de Cambiemos, donde ahí sí estuvieron el titular del radicalismo, Alfredo Cornejo y sus correligionarios Gustavo Valdés (Corrientes) y Gerardo Morales (Jujuy), acompañados por Horacio Rodríguez Larreta (Ciudad) y María Eugenia Vidal (Buenos Aires), que abrieron su agenda oficial en la mañana del miércoles encabezaron la inauguración del Viaducto San Martín junto al Presidente de la Nación.

La gestión es la campaña, aunque a partir de la próxima semana, vedado por la ley electoral, el oficialismo no podrá hacer proselitismo desde los actos oficiales, que deberá reemplazar por comunicaciones en las redes sociales. Entre las novedades, el oficialismo lanzó la plataforma de voluntarios Defensores del Cambio, con el que espera expandir el mensaje entre los desencantados. Su finalidad es que los voluntarios se asuman como participantes activos en la seducción de votos que fugaron hacia Alternativa Federal o hacia las expresiones por las que pierde votos por derecha, las que encabezan José Luis Espert y Juan José Gómez Centurión. A estos votantes están dirigidas las últimas acciones de la Casa Rosada como, por ejemplo, haber sumado a Aldo Rico a los festejos oficiales por 9 de julio o asociar la frase “nunca más” con el combate contra la corrupción y la “viveza criolla mal entendida”.

“Defensores por el Cambio está dirigido a la gente que quiere un cambio cultural que no sea paternalista. Sirve para darle empuje a Mauricio en la campaña, pero la idea es que tenga vuelo propio y siga a través de las redes. Que los voluntarios compartan y viralicen nuestros mensajes de campaña. Al día de hoy hay más de cien mil inscriptos que ya fueron contactados por nuestros equipos. Está pensado para los que no quieren volver para atrás y que quieran manifestar su apoyo a la Argentina o a determinados hitos de nuestro Gobierno, como las obras, la transparencia, el hacer en vez de decir. Es algo que tiene que trascender a nuestros candidatos porque se trata de confirmar un rumbo y ratificar que no hay que volver para atrás”, aseguraron las fuentes a Noticias Urbanas.

Los voluntarios asumen el compromiso de difundir por Whatsapp los mensajes que reciben a diario por correo electrónico y defenderán en sus círculos más cercanos las bajadas pensadas por Marcos Peña y Jaime Durán Barba. Habrá reuniones también entre ellos y funcionarios nacionales, como ya ocurriera en los últimos días, aunque con nula difusión oficial. Otra de las iniciativas que conforman esa “campaña colaborativa” es la de los “mensajes segmentados” que Mauricio Macri graba todos los días y está dirigida a la seducción de distintos nichos. “Son audios que el Presidente envía pero que nosotros no pensamos. Y están dirigidos a un abanico gigante: desde personalidades destacadas hasta gente común, aunque en este nicho es donde a veces hay un rebote muy importante”.

Hubo algunos casos en los que hubo nula repercusión por decisión exclusiva de los receptores. Un importante deportista argentino que se destaca en el mundo recibió hace poco las felicitaciones correspondientes del mandatario, pero decidió guardárselo para sí. En otros casos la repercusión es inmediata porque los propios protagonistas, atónitos por el mensaje presidencial, empiezan a compartirlo con los suyos o hasta con la prensa local. En todos los casos, Macri es el que tiene la última palabra sobre los sumarios que le lleva cada uno de los representantes de cada segmento. “Mauricio tiene la potestad de decir si le parece que sí o que no. Muchas veces nos rebota lo que le proponemos”.

La campaña en su carácter más ‘tradicional’ también seguirá su rumbo natural, aunque dentro de las filas del macrismo la diferencia está en el uso inteligente de las herramientas digitales y las iniciativas colaborativas. Así y todo, la campaña de carácter más ‘tradicional’ tiene su correlato territorial y allí están abocados tanto Frigerio como Pichetto con viajes relámpago en sus agendas para apoyar a los candidatos propios. El propio Presidente tiene previsto reforzar su presencia en grandes centros urbanos del interior del país. De aquí a agosto visitará tres veces Córdoba, otras tres Santa Fe y dos Entre Ríos, según fuentes de la Casa Rosada.

“Tenemos elegidas 25 ciudades prioritarias para trabajar la campaña con actividades, actos tradicionales y otras acciones de campaña”. Saben que, pese a la recuperación en la imagen presidencial, “pecar de soberbios” puede terminar muy mal. Una conducta que no siguen todos por igual entre las filas del Presidente. En otro plano, más cerca del circo mediático que de la estrategia electoral, Elisa Carrió, una de las ausentes en Parque Norte, sigue haciendo de las suyas, esta vez para despotricar contra Pichetto.

Lilita es alguien que no pasa por un coaching y hace lo que se le antoja. Marcos sabe que es así y que sus declaraciones no le mueven el amperímetro al votante de Cambiemos. Tiene absoluta libertad de acción. Tanto a ella como a Pichetto, se les pidió que sean como son. Muestran un equilibrio interno, porque sino, seríamos todos iguales. Queremos que les hablen a otros círculos. La tarea de Miguel Ángel es tratar de reconquistar a un sector del peronismo y al círculo rojo”.

Te puede interesar

Qué se dice del tema...