Un hospital porteño no quiso atender una mujer embarazada con dolor y falleció

Un hospital porteño no quiso atender una mujer embarazada con dolor y falleció

La mujer tenía 38 semanas de embarazo cuando fue al Fernández con dolor abdominal y le contestaron “eso es una mariconada”.


La Asamblea Permanente por los Derechos Humanos regional Ciudad de Buenos Aires (APDH-CABA) junto con la Secretaría de Género APDH, denunciaron ante la Justicia porteña al jefe de Obstetricia del Hospital Fernández, médicas del nosocomio, el SAME y al jefe de Gobierno por “abandono de persona, violencia obstétrica y violencia institucional” tras el fallecimiento de María Rosa Lencina y de su bebé en gestación.

Según la denuncia, el viernes 24 de julio por la noche María Rosa, de 27 años, habitante de la villa 31 de Retiro y madre de un niño de 5 años, con 38 semanas de embarazo e indicación de próxima cesárea, concurre al Hospital Fernández con mucho dolor en el bajo vientre.

Obstetras de ese nosocomio le indican de malos modos “que no hay criterio de internación” y que vuelva en la semana para fijar hora y día de cesárea, de acuerdo con el relato de la tía de María Rosa, Norma Lencina.

La denuncia agrega que les negaron el baño próximo y ante la insistencia por quedarse en el hospital les dijeron que “eso era una mariconada”, “que no vengan a llorisquear al hospital”.

Al día siguiente la situación clínica de María Rosa se agrava y con su tía deciden ir al Hospital Rivadavia para evitar los sermones y malos tratos del día anterior.

Minutos después de su ingreso, a las 10.30, el médico de guardia informa a la tía que el bebé ya había fallecido y que la madre peleaba por su vida, pero horas después, a las 13, comunican que tuvo un paro cardiorespiratorio y falleció.

La denuncia de APDH-CABA solicita el urgente secuestro de la historia clínica de ambos hospitales, se ordene la intervención inmediata del cuerpo médico forense y se practique la debida autopsia, en razón de las motivaciones dudosas de esas muertes.

La Defensoría del Pueblo, por su parte, abrirá una actuación de oficio y formulará un pedido de informe con carácter urgente.

La Defensoría viene recibiendo disconformidades y reclamos de atención en hospitales de parte de profesionales que vulneran derechos básicos, como la lactancia materna, el vínculo temprano y el acompañamiento de las mujeres gestantes.

En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, además, las mujeres embarazadas, o que van a parir a algunos establecimientos públicos, se encuentran con riesgos y desorientadas en el contexto del Covid-19.

Frente a la pandemia se observan dificultades para organizar la atención y deficiencias en materia edilicia de algunas maternidades, tanto públicas como privadas.

Te puede interesar

Qué se dice del tema...