Impulsan un proyecto para que los productos de higiene femenina sean gratuitos

Impulsan un proyecto para que los productos de higiene femenina sean gratuitos

El FdT porteño presentó una iniciativa para que mujeres vulnerables puedan acceder y garantizar la higiene menstrual.


La legisladora porteña del Frente de Todos, Lucía Cámpora, presentó este miércoles un proyecto de ley en la Legislatura para garantizar los productos de higiene menstrual a mujeres que residan en las villas de la Ciudad, debido a que el gasto que representa incide sobre la “brecha salarial existente”.

La presentación de la iniciativa de Lucía Cámpora se dio en el marco del quinto aniversario del movimiento “Ni Una Menos”, el cual busca garantizar la cobertura universal de productos de gestión menstrual ya que, sostiene, su compra hace que las mujeres tengan “un gasto que incide negativamente sobre la brecha salarial preexistente”.

Se trata de elementos de gestión menstrual a las toallas higiénicas -descartables o reutilizables-, a las copas menstruales, los tampones, esponjas marinas, ropa interior absorbente y a “todo otro accesorio para la higiene relativa al ciclo menstrual que en el futuro se desarrolle”, según explicó en sus fundamentos Lucía Cámpora.

Además, detalló que el Ministerio de Salud de la Ciudad quien tendrá a cargo esta política pública, la cual tendrá por destinataria a “toda la población menstruante que se encuentre entre la pre-adolescencia y el climaterio”.

De esta manera, los productos amparados en la iniciativa deberán distribuirse “de forma gratuita, efectiva e irrestricta” en ámbitos como escuelas de gestión pública, hospitales, hogares para personas en situación de calle, comedores comunitarios y edificios del Estado con atención al público.

Por último, contiene una cláusula transitoria que dispone que “mientras dure el aislamiento por la pandemia del Covid-19 se proveerá a todos los comedores, ollas populares, operativos de salud, Cesac y otros espacios que continúen funcionando en el marco de la emergencia sanitaria de la cantidad suficiente de productos de gestión menstrual para suministrar a la población menstruante en situación de mayor vulnerabilidad”.

Según explicó Cámpora “durante la mayor parte de sus vidas, muchas mujeres, varones trans y otras personas menstruantes realizan esta función fisiológica y deben costear los productos de gestión menstrual, gasto que incide negativamente sobre la brecha salarial preexistente y los estereotipos de género que nuestra sociedad reproduce”.

“La higiene menstrual debe ser considerada una parte fundamental de garantizar la higiene en general junto al acceso a los bienes que la habilitan, como el agua potable y el acceso a información adecuada”, destacó Cámpora.

Te puede interesar

Qué se dice del tema...